sábado, 27 de noviembre de 2010

ACCESO A LA EDUCACIÓN BASICA EN CONTEXTOS RURALES



Para establecer la población de niños y niñas en edad de estudiar que acceden a la Educación Básica se utiliza el indicador “Tasa neta de cobertura en el nivel (tasa neta de matrícula)”.

La tasa neta de matrícula se define como el número de matriculados en Inicial, Primaria o Secundaria que se encuentran en el grupo de edades establecido para dicho nivel, expresado como porcentaje de la población total de dicho grupo de edades.

Resultados al 2008:

a) En las áreas rurales el 94,1 por ciento de los niños en edad de estudiar del segmento 6-11 años está matriculado en el nivel primario de la Educación Básica. El 95 por ciento de las niñas y el 94 por ciento de los niños, respectivamente. En este nivel, la tasa neta de matrícula en las áreas rurales es similar a la del país.

b) Sólo el 64 por ciento de los niños en edad de estudiar del segmento 12-16 años está matriculado en el nivel secundario de Educación Básica. El 64,6 por ciento de las adolescentes mujeres y el 63,3 por ciento de los adolescentes varones. En este nivel, la tasa neta de matrícula en las áreas rurales es 10 puntos menos que la del país.

Como se puede apreciar, en el Perú, ha habido avances muy importantes en cuanto a la matrícula de los niños y niñas en edad de estudiar de las áreas rurales, particularmente en el nivel primario de la Educación Básica.

Desafíos:

a) Cómo brindar educación primaria al 5,9 por ciento restante, precisamente aquellos más difíciles de alcanzar debido a su localización.
b) Cómo brindar educación secundaria al 36,0 por ciento de los adolescentes, justamente a aquellos que ya se incorporaron al trabajo o se convirtieron en padres y por tanto no disponen de los tiempos convencionales para el estudio.

Barreras a vencer:

1. La dispersión de la población rural. La alternativa va por impulsar la conformación de centros poblados en lugares estratégicos de las cuencas de modo que siempre haya una escuela bien equipada y atendida. Esto implica la reubicación de todas aquellas escuelas que han sido construidas en parajes aislados,

2. La poca población de jóvenes. Con respecto al nivel secundario de la Educación Básica, en algunas regiones se está respondiendo con mucha creatividad con la modalidad de la formación en alternancia. Esta modalidad aprovecha al máximo los tiempos y la vida en la comunidad para impulsar aprendizajes.

3. El aislamiento de los centros poblados. La conexión a la red vial y por otros medios como las telecomunicaciones es imprescindible.